Mi bebé llora sin motivo » Guia de Bebés
Bebés Mamas y Papas

Mi bebé llora sin motivo

    por que mi bebé llora sin motivo

    El bebé mayor de seis meses ya tiene unas pautas de comportamiento determinadas. Además, su personalidad parece que se define por momentos y empezarás a notar que tiene su propio carácter.

    Las cosas ya no son tan sencillas: tiene hambre, llora, duerme…y así en un ciclo más o menos rutinario. Con el paso de las semanas el lenguaje del llanto se hace más rico y complejo.

    El bebé tiene nuevas necesidades, siente nuevas sensaciones, comienza a tener un comportamiento social, muestra su disgusto o sus preferencias…

    Pero el llanto continúa siendo su principal herramienta comunicativa. Cada bebé tiene su propio lenguaje y su manera de llorar es diferente de la de los demás bebés, aunque todas se parezcan.

    Debemos saber que los niños no lloran porque sí y aunque no siempre es posible conocer la causa del llanto, debemos esforzarnos por comprender lo que necesitan.

    Los bebés lloran siempre por alguna razón. En nuestras manos está saber cuándo se debe a una u otra causa para poder satisfacer sus necesidades.

    Si hemos revisado las principales causas por las que llora tu bebé, como pueden ser

    • Tiene hambre
    • El bebé tiene sueño
    • Tiene frío o calor
    • Algún gas le molesta
    • Tiene caca o demasiado pis en el pañal
    • Se encuentra mal o está malito, garganta irritada, mocos, fiebre, etc.

    Por qué mi bebé llora sin motivo

    Una vez descartadas las causas principales por las que llora tu bebé podemos pensar en algunas de los motivos por las que pueden llorar los bebés sanos de 5 a 12 meses como son las siguientes:

    1. Por aburrimiento

    Algunos bebés lloran por aburrimiento, sobre todo si se les deja un tiempo solos. A esta edad los niños disfrutan sobre todo con la compañía de los demás. Si tienes que dejarle algún ratito solo en su habitación o en la cuna, debes proporcionarle distracciones: juguetes, objetos que pueda manipular, etc…
    No aguantará demasiado tiempo, pero al menos conseguirás que esté un ratito entretenido. Cuando llore, es que se está aburriendo, una buena opción es llevarlo en una pequeña hamaca y situarlo en el suelo mientras tu haces tus cosas (cocinar, limpiar, ducharte) si ves que no puedes dejarlo sólo en la cuna con alguna distracción.

    2. Por miedo al abandono

    En esta etapa separarse de la madre es una de las principales fuentes de tensión para el bebé. Para evitarlo lo mejor es que acostumbres a tu hijo a estar sin ti, dejándolo solo durante períodos de tiempo cada vez más prolongados. Comienza poco a poco, si el bebé llora, por ejemplo a la hora de dormir y nota que no estás.
    Entra en su habitación y cálmalo con unas pequeñas palmadas en la espalda. Puedes estar con él unos poco minutos mientras se calma y vuelves a salir. Es una rutina que se repite durante los primeros días si el bebé llora demasiado.
    Pero asegúrate que esa es realmente la causa de su llanto. Nosotros desde Guía de Bebés abogamos por una maternidad responsable y una crianza natural y con apego. Con lo que estas prácticas, aunque muy extendidas, de calmar a un bebé cuando llora porque se siente sólo, no nos acaban de convencer.
    Aun así te las contamos pero con la esperanza de que no dejes al bebé sólo llorando demasiado tiempo. Como mamás que somos hemos pasado por ello y nuestro propio instinto nos dice que debemos atender y arrullar a nuestro pequeño cuando llora.
    Si un bebé tiene necesidad de afecto y contacto ¿por qué vamos a negárselo?
    Coger al niño en brazos, dormirlo en el regazo y llevarlo en un fular pegadito a nuestro cuerpo no es malo, no hará que el bebé se acostumbre a nada, simplemente lo necesita.
    Puedes ver este post con 7 trucos para dormir a tu bebé
    Como cuando nosotras necesitamos contacto con nuestra pareja, que nos miren a los ojos y que nos hagan caso y que nos mimen ¿verdad?

    3. Por inseguridad

    El bebé se siente cada vez más inseguro ante las personas extrañas. Si estás presente, el tema se suaviza, pero si le dejas en un lugar extraño y con gente que no conoce, seguramente llore sin consuelo hasta que aparezcan sus padres.
    Lo mejor que puedes hacer es abrazarlo, darle besos y hablar con él para demostrarle seguridad y tranquilidad.
    Cuando tengas que salir y dejarle con alguien con quien no está habituado a estar (abuelos, la nany, etc.) nunca te vayas sin despedirte.
    Dile adios, dale un beso de despedida y aunque pienses que no te entiende dile que tienes que irte y que volverás en un ratito. Yo siempre le decía a mi pequeña y lo sigo haciendo un “adios cariño, luego te veo”

    4. Algo le molesta

    Parece simple, pero cuando un bebé llora sin motivo y no somos capaces de averiguar el por qué, empezamos a ponernos nerviosos y el problema se empeora.
    El bebé nota nuestro nerviosismo y sólo conseguimos que llore más. Si le hemos revisado los problemas básicos por los que llora un bebé como el hambre, sueño, pis o caca. Le hemos cogido en brazos, sacado los gases, le hacemos monerías y el bebé sigue llorando es hora de revisar posibles incomodidades externas.

    Revisa bien su ropa, quizá tenga una etiqueta o una costura que le esté incomodando, cámbiale de muda.

    Mi peque a la hora del baño comenzaba a llorar, todos los días, siempre que la introducía en agua. Tenía un termómetro de esos con forma de pez y como me dijo el pediatra lo ponía a 36€.

    Después de varios meses de sufrimiento un día se me ocurrió subir un poco la temperatura hasta 38€ y sorpresa! Comenzamos a disfrutar de los baños como nunca. A un amigo le ocurrió lo mismo, pero con la temperatura al contrario, su hija no soportaba el agua caliente.

    Otra amiga me comentaba que salir con su bebé recién nacido en el carrito con capazo (bebé tumbado en forma de cunita) se le hacía un mundo.

    Cada vez que iba de paseo el bebé lloraba y lloraba y no había forma de calmarlo. Un paseo que debía ser agradable se tornaba en un tormento.

    A los tres meses de llantos, decidió que era hora de cambiarlo al maxicosi. Milagrosamente el bebé dejó de llorar. Resultó ser un cotilla y lo que quería desde el primer día era mirar!

    Aunque todos los bebés son parecidos, cada uno tiene sus gustos, preferencias o simplemente siente de una manera diferente a los demás.

    Si tu bebé llora sin parar y has hecho lo imposible para calmarle y no hay manera plantéate hacer las cosas diferentes.

    Seguro que con estos consejos evitarás que el bebé llore sin motivo y puedas pasar un tiempo más tranquila

    No Comments Found

    Leave a Reply

    Copyright © 2016 - Guia de Bebés